Repunta el índice de confianza del consumidor

El fuerte incremento en el mes pasado se explicó, principalmente, por el resultado del proceso electoral del 1 de julio

Foto: Ilustrativa

Ciudad de México (Rasainforma.com/Redacción).- De acuerdo con el reporte del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Ineg), en julio, el Índice de Confianza del Consumidor (ICC) registró un incremento de 14.8% con cifras desestacionalizadas.

El resultado representó el mayor incremento mensual desde que el instituto tiene registros. La percepción de las familias, en los cinco componentes que lo integran, presentó crecimientos mensuales.

El dato de julio supone un nuevo máximo para el ICC, el cual se ubicó en 101.7 puntos, el nivel más alto desde hace una década, es decir de marzo del 2008. Asimismo, el índice hiló cinco meses consecutivos de crecimientos.

“El fuerte incremento en el mes se explicó, principalmente, por el resultado del proceso electoral del 1 de julio. Adicionalmente, la apreciación de la moneda mexicana también pudo haber mejorado la percepción de los consumidores sobre las condiciones económicas”, explicó Francisco Flores, economista de Banorte.

Al interior del reporte se puede apreciar el concepto que se refiere a la situación económica del país esperada dentro de 12 meses, el cual tuvo un mayor incremento con un avance de 31.9% mensual.

“El mercado aumentó el optimismo de los consumidores sobre el futuro del país y las economías domésticas coinciden con el amplio triunfo electoral de Andrés Manuel López Obrador. Su victoria ha generado una polarización de la sociedad, aunque el presidente electo ha mantenido un discurso conciliador y ha sugerido la continuidad de algunas políticas económicas y fiscales”, indica, por su parte, Joan Domene en su análisis para Invex.

El concepto que se refiere a las posibilidades actuales, comparadas con las de hace un año, para realizar compras de muebles y aparatos electrodomésticos incrementó 13.0% mensual, mientras que en el de la situación económica actual del país aumentó 11.4%, la situación de los miembros del hogar esperada en 12 meses creció 11.3% y la perspectiva de la situación económica actual de los miembros mejoró en 5.0 por ciento.

“El aumento de la percepción de los consumidores sugiere que la intención de compra seguirá firme. Además, el mejor dinamismo del mercado laboral y el aumento de las remesas apoyan una mejor percepción actual de la economía de los hogares. No obstante, los rubros sobre condiciones actuales de ahorro y posibilidad de compras discrecionales no han presentado aumentos tan marcados”, refirió Invex.

En comparación anual, el ICC presentó un incremento de 17.8% con cifras desestacionalizadas, donde también sus cinco componentes presentaron avances.

Por otro lado, dentro de los índices complementarios del ICC se muestra que los hogares mexicanos esperan, durante los próximos meses, que los precios al consumidor disminuyan o aumenten.

Dicho índice complementario registró una variación mensual de 64.9%, con lo cual fue el índice que mayor tasa de crecimiento tuvo en julio.

También se mostró que los mexicanos aún confían en la situación del empleo del país en los siguientes meses, ya que la percepción de esto creció 17.1% mensual, mientras que las posibilidades actuales de comprar ropa, zapatos, alimentos, etcétera, aumentaron 13.7 por ciento.

Cabe destacar que, al igual que los cinco componentes que conforman el ICC, los 10 índices complementarios que lo conforman presentaron crecimientos tanto mensuales como anuales.

Lo cinco componentes del índice según el INEG:

  1. Situación económica en el momento actual de los miembros del hogar comparada con la que tenían hace 12 meses.
  2. Situación económica esperada de los miembros del hogar dentro de los 12 meses, respecto a la actual.
  3. Situación económica del país hoy en día, comparada con la de hace 12 meses.
  4. Situación económica del país esperada dentro de 12 meses, respecto a la actual.
  5. Posibilidades en el momento actual de los integrantes del hogar, compradas con la de hace un año, para realizar compras de muebles, televisor, lavadora, otros aparatos electrodomésticos, etcétera.

Con información de El Economista