Mar-a-Lago: Abogado especial designado para supervisar la revisión de documentos clasificados mientras el juez rechaza la solicitud del Departamento de Justicia de reabrir la investigación criminal

El Magistrado Especial será el Juez Superior raymond deary, quien fue presentado por Trump como un posible candidato para el papel de maestro especial, demandó a la corte para solicitar una revisión. El Poder Judicial también aprobó el nombramiento de Deary.

La jueza federal de distrito Aileen Cannon también rechazó la oferta del Departamento de Justicia de reabrir una investigación criminal sobre documentos clasificados incautados en Mar-a-Lago el mes pasado. La negación prepara el escenario para la disputa del departamento con Trump en su búsqueda por pasar rápidamente a un tribunal de apelaciones y posiblemente a la Corte Suprema de EE. UU.

Una revisión de la Comunidad de Inteligencia de los documentos se suspendió la semana pasada después de que Cannon ordenara la suspensión temporal de la investigación criminal. El DOJ dice que las dos revisiones son inseparables y planea apelar.

Cannon le dio al maestro especial una fecha límite del 30 de noviembre para revisar los documentos privilegiados. El cronograma de revisión, que concluirá después de las elecciones parlamentarias de mitad de período, a menos que intervenga el tribunal superior, garantiza que el juicio de Mar-a-Lago avanzará lentamente durante los próximos dos meses.

Nombrado por Reagan, Deary toma el centro del escenario

Deary se sienta en el Tribunal de Distrito del Distrito Este de Brooklyn, donde tiene antigüedad, lo que significa que su carga de trabajo se ha reducido significativamente a medida que se acerca su tiempo en el tribunal federal.

Ronald Reagan lo nombró miembro del tribunal en 1986 y se desempeñó como juez presidente del tribunal de distrito con sede en Brooklyn. Sirvió siete años, que terminaron en 2019 en el Tribunal de Vigilancia de Inteligencia Extranjera de EE. UU.

READ  Resultados del día 3 de NFL Scout Integrated 2022: Georgia se roba el espectáculo, Edge Russians muestra profundidad

En su papel como juez de FISA, Deary fue uno de los jueces que aprobó una de las solicitudes del Departamento de Justicia para monitorear al exasesor de política exterior de la campaña de Trump, Carter Page, como parte de la investigación federal sobre la intromisión de Rusia en las elecciones de 2016.

El proceso del departamento para asegurar las órdenes de arresto FISA para Page estuvo plagado de errores y laxitud, según descubrió más tarde una revisión del inspector general del Departamento de Justicia. La revisión del IG señaló fallas e inexactitudes en los documentos judiciales del FBI que respaldan las solicitudes de FISA.

Trump ha criticado cómo se obtuvieron las órdenes de arresto FISA contra Page, y Dearie ha hecho su recomendación de revisar la búsqueda de Mar-a-Lago. Los observadores legales de todo el espectro ideológico, incluidos los críticos de Trump, apoyaron la elección.

Cannon no creía que suspender la investigación criminal pusiera en peligro la seguridad nacional

En su fallo que rechaza la oferta del Departamento de Justicia de reabrir la investigación criminal, Cannon dijo que no creía que suspender la revisión de los documentos de la investigación criminal causara un daño irreparable.

El departamento argumentó que la evaluación de la comunidad de inteligencia de los riesgos de seguridad nacional, que Cannon dijo anteriormente que podría seguir adelante, se vio obstaculizada por su control sobre el uso de documentos de investigaciones criminales.

«Primero, no hay ninguna sugerencia real por parte del gobierno de una emergencia identificable o revelación inminente de información clasificada que surja de la posesión ilegal de la propiedad incautada por parte del demandante. En cambio, lamentablemente, revelaciones innecesarias que flotan en el fondo se han filtrado a los medios de comunicación en espasmos después de espasmo», escribió.

READ  Rafael Nadal derrotó a Denis Shapovalov en medio de una carga favorita

También rechazó el argumento del departamento de que la evaluación de la comunidad de inteligencia no puede separarse de la investigación criminal.

Si bien Cannon dijo que «facilitaría» que las investigaciones criminales del gobierno «trabajaran junto con las evaluaciones de seguridad», el Departamento de Justicia no cree que obstaculice la evaluación de la comunidad de inteligencia.

Señalando ejemplos proporcionados por los fiscales de cómo la evaluación de la seguridad nacional podría basarse en el trabajo de una investigación criminal, Cannon dijo que los fiscales «no afirman que los procesos descritos están inextricablemente entrelazados, sino que se basan en gran medida en escenarios hipotéticos y explicaciones generales». no causar daño irreparable».

Se incautaron más de 100 documentos encriptados

Trump presentó la demanda en busca de un maestro especial dos semanas después de que el Departamento de Justicia allanara su casa y centro turístico en Florida. Los fiscales están investigando al menos tres delitos potenciales: violaciones de la Ley de Espionaje, manipulación ilegal de registros gubernamentales y obstrucción de la justicia.

Durante la búsqueda, según documentos judiciales, los investigadores incautaron más de 100 documentos marcados como clasificados que se obtuvieron después de que los representantes de Trump solicitaran su devolución al gobierno en mayo. Cuando el FBI fue a Mar-a-Lago en junio para recoger los documentos, uno de sus abogados firmó una declaración jurada confirmando que se había entregado la citación.

Trump, en una presentación en el caso del maestro especial, argumentó que la búsqueda del 8 de agosto pisoteó los derechos constitucionales del adolescente, pero Cannon dijo anteriormente que no estaba de acuerdo con que la búsqueda autorizada judicialmente fuera «extremadamente negligente». Derechos del ex presidente.

En su orden del 5 de septiembre, que inicialmente accedió a la solicitud de Trump de una revisión primaria especial, Cannon concluyó que era necesario reforzar la confianza pública en la búsqueda porque Trump, como expresidente, Ante riesgos reputacionales Si se le acusa falsamente.
Trump dijo En el programa de radio de Hugh Hewitt el jueves, desclasificó los registros del gobierno que llevó a Mar-a-Lago, pero ese no fue un argumento que hizo en ningún entorno legal.

La orden de Cannon del jueves planteó dudas sobre si todos los documentos con marcas de clasificación estaban realmente clasificados.

READ  La hija del alcalde urbano promete 'guerra' después de que el entrenador de bomberos de los Jaguars: 'Creo que acabas de soltar la grieta en mí'

“No es apropiado que el tribunal acepte las decisiones del gobierno sobre estos temas importantes y controvertidos sin una revisión rápida y ordenada por parte de un tercero imparcial”, dijo, refiriéndose a las afirmaciones del Departamento de Justicia de que los documentos estaban implícitamente clasificados. Y Trump no puede tener elección propia en ninguno de ellos.

Esta historia ha sido actualizada con detalles adicionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.