Incendios en California provocan cinco muertes

El alcalde estima que se han perdido dos planteles educativos y más de dos mil casas y edificios en todo el condado

Autoridades californianas amagan más víctimas mortales (Foto: @EVTVMiami)

Por: Salvador Gaytán

California, Estados Unidos (Rasainforma.com).- Los cuerpos de cinco personas fueron encontrados dentro de sus automóviles en la comunidad de Paradise, al norte de California, abrasada en la noche del jueves por un incendio forestal que continúa extendiéndose por partes del condado de Butte.

La Oficina del Sheriff del Condado de Butte anunció que descubrieron los cuerpos calcinados este viernes en sus vehículos que fueron alcanzados por las llamas del incendio, al no poder abandonar el coche a tiempo.

Un comunicado emitido por el sheriff Kory L. Honea explica que las víctimas no han podido ser identificadas por las lesiones por quemaduras. Sin embargo, detalló que ya se iniciaron las autopsias para la identificación.

El Sheriff no descarta que haya más víctimas mortales, pues las condiciones actuales en la comunidad de Paradise continúan siendo demasiado inestables para realizar una búsqueda en cada casa.

Más de dos mil bomberos participan este viernes en el combate al incendio, que comenzó alrededor de las 06:30 horas locales del jueves y se ha expandido a unas 28 mil hectáreas durante la noche. El fuego ha destruido más de dos mil casas y edificios en todo el condado.

El alcalde de Paradise, Jody Jones, declaró para cadenas de televisión locales que esa comunidad de 27 mil habitantes fue devastada por el siniestro incluido gran parte del distrito comercial de la localidad.

Un hospital quedó destruido al igual que una restaurante de la cadena McDonald’s y un ferretería de Ace Hardware.

“Creo que perdimos una escuela secundaria y al menos una de las primarias”, añadió

Hasta ahora, los bomberos han podido evitar que las llamas alcances la ciudad de Chico, habitada por 90 mil personas y que está ubicada a 22 km al oeste de Paradise, donde el incendio continúa este viernes.

El incendio Camp Fire es alimentado por fuertes vientos y pastizales secos, lo cual dificulta su control.

Las autoridades estiman que unas 15 mil viviendas y otros edificios se encuentran en peligro de ser alcanzados por las llamas, por lo que han emitido varias órdenes de evacuación.

Con información de Milenio