Segob agradece apoyo y solidaridad del Senado tras ataques de Trump

También habló sobre la seguridad para los candidatos

Dijo que el INE cuenta con toda la autoridad para solicitar ayuda en zonas consideradas como “focos rojos” (Foto: @navarreteprida)

Por: Alberto Valderrábano

Ciudad de México (Rasainforma.com).- El secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, aclaró que en lo referente al encuentro que sostuvo el obispo de Chilpancingo-Chilapa, Salvador Rangel Mendoza, con un narcotraficante, dialogará con el Episcopado Mexicano para conocer la situación.

Sin embargo el encargado de la política interior del país afirmó que no se negociará la ley, mucho menos con quienes han lastimado a millones de familias.

Al ofrecer una conferencia de prensa en el senado, después de sostener un encuentro con los integrantes de la Junta de Coordinación Política del órgano cameral, Navarrete Prida también habló sobre la seguridad para los candidatos a los comicios del seis de julio próximo.

Explicó que informó al Instituto Nacional Electoral (INE), que los elementos del Estado Mayor están dispuestos a proteger la integridad de los candidatos presidenciales.

En lo referente a los demás aspirantes, sin importar el partido político, el secretario de Gobernación abundó que la seguridad la otorgará la Policía Federal.

Dijo que el INE cuenta con toda la autoridad para solicitar ayuda en zonas consideradas como “focos rojos”, y que estén en riesgo los comicios y se actúe con la protección necesaria para que haya elecciones tranquilas y en orden.

Sobre el alto que hizo la caravana denominada “Viacrusis Migrante 2018”, cuto destino final es la frontera norte con Estados Unidos, Navarrete Prida dijo que lo anterior no se debió al Twitter que envió el presiente norteamericano, Donald Trump, sino que sus integrantes actuaron con conciencia y decidieron pararla.

El secretario de Gobernación agradeció al Senado de la República su solidaridad mostrada en estos momentos en que la nación enfrenta los embates de Trump, bajo la amenaza de militarizar la frontera de su país.