La felicidad

La felicidad no depende de los eventos, sino depende de tu estado mental

Compartir