Familiares de “El Pancho Chimal” reclaman el cuerpo y lo sepultan en Sinaloa

El presunto jefe de escoltas de un hijo de El Chapo, fue abatido por elementos de la Marina

Francisco Javier Zazueta Rosales “ El Pancho Chimal”

Por: Miriam Arvizu

Culiacán, Sinaloa (Rasainforma.com).- Fue a través del Sistema Automático de Identificación de Huellas Dactilares, que fue identificado el cuerpo de Francisco Javier Zazueta Rosales “ El Pancho Chimal”,  reclamado y entregado a sus hermanas, informó la Fiscalía General de Sinaloa.

El presunto jefe de escoltas de Iván Archivaldo Guzmán Salazar, hijo de Joaquín Archivaldo Guzman Loera, El Chapo, fue abatido por elementos de la Marina, en la comunidad de San Cayetano, sindicatura de Tepuche, Culiacán, la tarde del pasado viernes.

Sobre la identidad de las hermanas de Zazueta Rosales, quienes reclamaron su cadáver, se mantuvo en reserva, debido a la carpeta de investigación que se mantiene abierta.

El vicefiscal de la zona centro del estado, Julio Cesar Romanillo Montoya, dijo que en el lugar de los hechos, donde perdió la vida Javier Zazueta, se aseguraron tres fusiles, uno de ellos, AR-15, con un aditamento especial para lanzar granadas.

Romanillo Montoya manifestó que una vez que se cierre en el fuero común la carpeta de investigación sobre su defunción, se declarará la incompetencia, a fin de declinar la investigación del caso a la Procuraduría General de la República (PGR).

De acuerdo con la información que se conoce, el sábado pasado, familiares del ”Pancho Chimal”, identificado por las autoridades federales como jefe de escoltas de los hijos de Joaquín Guzmán Loera, recogieron su cuerpo para darle sepultura.

Francisco Javier, quien fue identificado por las autoridades federales y militares, como el responsable de la emboscada a un convoy del Ejército, la madrugada del 30 de septiembre pasado, en el que murieron cinco militares y 10 más resultaron heridos, se fugó del penal de Culiacán con cuatro internos más.

En la evasión, registrada el pasado 16 de marzo, en la que lograron huir, Juan José Esparragoza Monzón “El Negro”, Jesús Peña González “el 20”, Alfredo Limón Sánchez “El Limón y Rafael Guadalupe Félix Núñez “El changuito Ántrax”, se descubrió que éstos gozaban de lujos en el centro penitenciario.