Dolor e impotencia: la desgarradora imagen del fotógrafo que intentaba salvar a los niños de Siria

La foto del hombre de rodillas, vencido, sin poder ayudar a las víctimas de Alepo es el nuevo símbolo del horror de la guerra

La desgarradora imagen del fotógrafo que no pudo salvar a los niños de Siria (@Photolari)

Por: Alina Espinoza

Siria (Rasainforma.com).- Abd Alkader Habak es un fotógrafo en donde está en uno de los países más golpeados por la violencia: Siria. Trabajar allí lo expone a diario a situaciones duras de sobrellevar. La última de todas fue quizás la más complicada.

Habak estaba presente cuando explotó una bomba en un convoy de autobuses en Alepo, por el que murieron al menos 126 personas, cifra que lo convierte en el peor ataque en Siria en casi un año, según el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos.

Entre los fallecidos vio a los más de 60 niños, que perdieron la vida frente a la lente de su cámara. El fotógrafo quiso salvarlos, y no fue el único, sus colegas también intentaron. Las imágenes que sacó son prueba irrefutable. Como también la foto en el que aparece él, de pelo largo y vestimenta oscura, que ante el fracaso de la misión quedó de rodillas y sin consuelo, llorando, enmarcado por la tragedia.

“Lo que mis colegas y yo hemos hecho hoy es inspirar humanidad en los socios de quienes matan niños como los de Khan Sheikhan”, dijo el reportero gráfico a través de las redes sociales.

El sábado, la explosión impactó contra varios autobuses que transportaban a residentes chiíes que intentaban pasar de territorio rebelde al controlado por el gobierno, en el marco de un acuerdo de evacuación entre los bandos en conflicto.

La mayoría de los fallecidos eran residentes de las aldeas de al-Foua y Kefraya, en la provincia de Idlib, pero entre ellos también había combatientes rebeldes que protegían el convoy, dijo el Observatorio.

Compartir